Saga Underworld | Un orgullo para la serie B | Crítica | Evolution, La rebelión de los licántropos, El despertar, Guerras de sangre



Hace muchos años que la serie B dejó de dar gratas sorpresas. En otra época películas de bajo presupuesto como '1997 rescate en Nueva York', eran algo habitual y una alegría para los fans del cine que buscaban un poco más allá de los grandes blockbusters anuales. Ahora, esos Blockbusters ocupan las ganas de cine de los fans actuales y si les queda algo de esas ganas, no recurren a los extintos videoclubs sino a las series de televisión, las cuales ocupan el lugar que ocupaba la buena serie B hace ya unas décadas.


Por eso, cuando vemos detalles de buena serie B nos gusta pregonarlo y ese el caso de la saga Underworld, una serie B moderna que atesora las grandes virtudes del pasado y que su único defecto es salir al mercado sin ningún tipo de promoción que le haga llegar al público general. Además, la crítica por ese mismo motivo, no ha sido alagadora con ella y por tanto, cada nueva entrega goza de la buena calidad de la original, pero menos aceptación. Al final esta gloriosa saga terminará por desaparecer.


Underworld ha creado un lore cada vez más grande e interesante. Las batallas entre vampiros y licántropos se enredan cada vez pero su virtud es que sigue abrazando el fantástico con fuerza pero sin dar una solo oportunidad a los clichés del cine de acción actual, banal y convencional. Underworld es posiblemente la única saga que no posee ni un solo chiste estúpido de esos que hacen reír a la platea más tonto y son orden de los productores. Underworold es también una saga que sigue matando a sus personajes sin miedo y además se permite el lujo de meter, sangre, casquería o gore que le cierran las puertas a todos los públicos pero la mantienen pura y sana dentro de la verdadera serie B. Ahora vamos a repasar sus cinco capítulos:

Underworld (2003)


Película muy denostada por la crítica especializada, aunque venerada por el público en general, lo que llevó la franquicia del Reino Unido, (esta película es inglesa), a los EEUU con tres secuelas.

Las leyendas creadas por los grandes autores del género han creado esta legendaria guerra entre los bellos vampiros y sus antiguos esclavos, los licántropos, que se suceden en libros y películas. Esta Saga, en concreto, con su ambiente gótico actualizado donde predomina la acción a base de disparos sobre los tradicionales mordiscos, aunque no esté exenta de ellos, es una buena piedra de toque sobre la actualización de la estética de estas dos razas legendarias.
Además, cuando la protagonistas en una vampiresa, Kate Beckinsale, que te enamora con sus rotundas curvas más allá del trabajo que realiza como actriz en una película de acción,y dejando a un lado a los puristas del género, esta serie de vampiros y licántropos enamora al espectador, que es de lo que se trata.

Taquilla mundial: 95,708,457

Underworld: Evolution (2006)


Película que da la vuelta al mito griego de la diosa-luna Selene locamente enamorada de pastor durmiente Endimión, aquí Michael. Si es que muchas veces sin darnos cuenta buscamos algo que está justo delante de nosotros, he buscado por todas partes una película que tratara este mito y aquí está Underworld. Mejor que la primera, y con una gran dosis de acción, adrenalina y sentimiento Kate Beckinsale tiene todas las papeletas de ser la Selene del mito: oscura y a la vez brillante, y sobretodo peleona, con un galán Michael, dulce y una dirección maravillosa, la historia se pega un fiestón de aventuras, acción y suspense con un reparto notable que cuenta con el increíble Derek Jacobi. Impresionante.

Taquilla mundial: 111,340,801

Underworld: La rebelión de los licántropos (2009)


Tras un arranque de la saga esplendoroso, y una segunda parte mejor, nos encontramos un nuevo capítulo esta vez precuela que no escatima acción, escenarios y efectos, para transportarnos al mundo de las luchas tenebrosas entre vampiros y hombres-lobo.
Una puesta en escena gótica espeluznante, una fotografía y ambientación muy cuidados, y unos personajes bien interpretados - especialmente papá Víktor - que harán las delicias de los amantes del gore fantástico.
No apta para estómagos sensibles, hay que amar mucho a ésta raza vampiresca para entenderlos, y comprender, que los animales no son ellos, sino todos los que no son ellos...
Quízás echando de menos, por esa debilidad puramente humana, más escenas diurnas y que nos anclen a paisajes de nuestro mundo natural... pero ese desarraigo, es el que te turba y a la vez te produce un regusto morboso a lo largo de todo el metraje (que por cierto, se hace corto...). En definitiva, el poder del lado oscuro de la fuerza, atrae más que nunca, con cintas como ésta.

Taquilla mundial: 91,353,501

Underworld: El despertar (2012)


Hacía tiempo que una película de acción no me producía tanta satisfacción, aletargado por el sublime tránsito de escenas imposibles devenidas del cómic más elitista y refinado, obnubilado por esa voz hipnótica, por esos ojos que te traspasan, por esa elegancia y ese porte magníficos, quizás la mejor de la saga. Sin eludir su evidente condición de ejercicio de consola, el show se convierte en un ejercicio de estilo sin parangón que maravilla hasta al más reacio que repudie la casquería fina y odie las sesiones maratonianas delante de la pantalla de la "play". Con lo que se demuestra que hasta del argumento más absurdo e ilógico se puede hacer un cine meritorio que reivindique el sentido de la acción desde su concepción más pura, la de provocar placer al espectador sin darle un minuto de respiro. Y si alguien la tilda de vacía y hueca, se recalca y refrenda un valor que por desgracia se va perdiendo, que lo más importante en la vida es la familia y que vale la pena sacrificarse por ella.

Lo mejor: Kate (en la escena del despertar es una ninfa del agua), el sonido e India, que debe seguir en esto, su presencia es realmente impresionante (se nota de quién es hija).

Taquilla mundial: 160,112,671

Underworld: Guerras de sangre (2016)


Sabemos que no estamos ante la película de la década, ni del año, pero, estamos ante la nueva película de una saga que al menos a Cinematte nos despierta mucho respeto, primero por hacer las cosas bien, segundo por intentar tratar al cine de acción con respeto y seriedad sin atisbos de comicidad o cine de hipérboles imposibles que restan tensión y dramátismo a un género noble muy maltratado desde mitad de los 90.

No queremos que acabe aquí y nos gustaría poder ver de nuevo a Selene en acción y eso solo quiere decir una cosa, el film gusta, seguro no sorprende, pero como si fuese un buen capítulo más de nuestra serie semanal favorita, deja al espectador contento y con ganas de una ración más.
Creemos también que en ‘Underworld: Guerras de sangre’, la nueva entrega de la saga protagonizada por Kate Beckinsale y su queridísima Selene debería haber propuesto algo más atrevido y digno por lo que las películas de ‘Underworld’ significan para muchos. Precisamente, para estos adeptos (nosotros mismos)  es para quien parece estar dirigida, única y exclusivamente, pues parece a veces más un amalgama de licántropos y vampiros con situaciones ya dadas en sus anteriores películas y una recopilación de flashbacks sobrantes quizás para los posibles nuevos espectadores. Pero, que diantres, nos gusta al igual que nos gustan las repetitivas chácharas en ocasiones de Juego de Tronos o la retahíla de obras Marvel que salen de debajo las setas en los últimos años.

Con la estética y ambientación clásica de la franquicia, ‘Underworld: Guerras de sangre’ nos regala como nuevo una fotografía en su buen alínea habitual, una puesta en escena habitual post Matrix, que sigue gustando, una seriedad en su planteamiento y en las escenas de acción que respetan el noble cine de los 80, una Selene preciosa que nos sigue cautivando como reina de serie B. Por desgracia la cámara es más nerviosa de lo que debería cuando de escena de acción se trata dejando más protagonismo al montaje que al plano secuencia y eso no nos gusta. Y sobre todo hemos notado poca intensidad a la hora de contar una historia a veces muy lánguida y poco sorpresiva. Pero, nos gusta como el lore de esta saga se extiende creando nuevas situaciones y personajes.

Taquilla mundial: 81,093,313


-

Comentarios