Juana Acosta se desnuda en Cuatro estaciones en La Habana de Netflix


La serie "Four Seasons in Havana", ambientada en la Havana (Cuba) de los 80' y 90' se estrenó hace apenas unas horas en Netflix en lo que pudiera convertirse en un "suceso" para los cubanos, ya que no solo es una serie con un guión está inspirado en las novelas de Leonardo Padura y en su célebre personaje policial del detective Mario Conde, sino que además reúne en su elenco de actores a lo que más vale y brilla actualmente en la isla. Jorge Perugorría encarna al legendario Conde, y lo acompañan entre otros, Carlos Enrique Almirante, Enrique Molina , Mario Guerra y Luis Alberto García y por supuesto nuestra Juana Acosta quien de nuevo se atreve a varios desnudos.


Ambientada en una Habana algo distante en el tiempo muestra un guión bastante fiel al original, con parlamentos sutilmente diseñados para mostrarnos a un Conde como lo que es, "L'enfant terrible" de la PNR en Cuba; un tipo si se quiere sórdido, enajenado, casi a punto de morir cada noche pero que vive de corazonadas para resolver sus casos. Y es que en realidad eso es lo que es Mario Conde: una suerte de Quijote policial cubano.
La serie atrapa desde el mismo comienzo, ya que además del elenco actoral - no dejemos fuera a Laura Ramos -, reúne desde el primer capítulo los tres ingredientes necesarios que al parecer debe reunir un material de este tipo: lenguaje de adultos, violencia y sexo.


La miniserie que consta de cuatro episodios, producida por Tornasol Films (“El Secreto de sus ojos”) y Nadcon Film (trilogía “Millennium”, y distribuida internacionalmente por Wild Bunch TV, será puesta en pantalla por Netflix para todos sus usuarios, a partir del viernes 9 de diciembre de 2016.

La adaptación para la pantalla chica, fue escrita por el propio Leonardo Padura y la reconocida escritora Lucia López Coll, y fue dirigida por el español Felix Bizcarte. ‘Cuatro estaciones en la Habana‘ presenta a una Habana llena de color, de música, de sensualidad, bullicio, crimen y corrupción en las altas esferas.



Comentarios